martes, 13 de mayo de 2008

Los inicios.



Desde hace muchos años me he preguntado que es el arte. Hasta el día de hoy no he encontrado una respuesta que me satisfaga por completo y he llegado a la conclusión de que es un producto de nuestra imaginación. Eso no me importa mucho, por ahora, me ocupa la tarea de desmitificar lo que llamamos arte.

Esta propuesta no será el hilo negro, desde hace muchos años se pretende llevar espectáculos de calidad a las "personas" a la "gente". Como si esa masa, no fuera capás, como si el "artista" fuera distinto de cualquier otro mortal.

La respuesta más apasionante que he encontrado ha sido un mensaje, que encuentro muy satisfactorio y a la vez muy abierto a la interpretación personal. Este es un mensaje que se recitó el domingo 27 de Marzo del 2005 en escenarios de todas partes del mundo (con motivo del día mundial del teatro):

¡Auxilio!

Teatro, socórreme.

Duermo. Despiértame.

Estoy perdido en la oscuridad, guíame, al menos, hacia una luz.

Soy perezosa, avergüénzame.

Estoy cansado, estoy fatigado, levántame.

Soy indiferente, golpéame.

Sigo siendo indiferente, golpéame en el rostro.

Tengo miedo, dame coraje.

Soy ignorante, edúcame.

Soy monstruosa, humanízame.

Soy pretencioso, hazme morir de risa.

Soy cínica, desármame.

Soy tonto, transfórmame.

Soy mala, castígame.

Soy dominante y cruel, combáteme.

Soy pedante, búrlate de mí.

Soy vulgar, elévame.

Soy muda, desamordázame.

Ya no sueño, trátame de cobarde o de imbécil.

He olvidado, arroja sobre mí la memoria.

Me siento vieja y rancia, haz surgir la niñez.

Soy pesado, dame la música.

Soy triste, busca la alegría.

Soy sorda, haz aullar el dolor como una tempestad.

Me siento agitado, haz surgir la sabiduría.

Soy débil, enciende la amistad.

Soy ciega, convoca a todas las luces.

Estoy sometida por la fealdad, haz entrar la belleza conquistadora.

Fui arrastrado por el odio, haz surgir todas las fuerzas del amor.

Ariane Mnouchkine



Prefiero este grito de auxilio, tal vez el teatro no es la respuesta, pero si ha generado en mi la esperanza de que es posible encontrar por lo menos un eco al llamado de auxilio. Eso quiero transmitir, que hay que reconstruirnos las alas en la caída, por que aparentemente llevamos mucho tiempo cayendo.


La sociedad ha muerto una vez más,

es el momento de reconstruirnos.


1 comentario:

Nina dijo...

Ja
una cosa:
"Arte es todo lo que los Hombres llaman Arte"